«Nos da igual PP o PSOE, nos sentaremos con el que quiera buscar lo mejor para León»

D. Rubio / R. Álvarez/ LNC

El candidato de la UPL al Congreso de los Diputados, Luis Mariano Santos, pide a los leoneses apoyo para llevar la voz de la provincia a Madrid

La Unión del Pueblo Leonés (UPL) ha dado el paso, se presenta a las generales del 10-N depositando en Luis Mariano Santos la confianza de conseguir un escaño en el Congreso de los Diputados que permita a la formación ser la voz de León en Madrid, pelear sus propias batallas sin tener que esperar a que los representantes de los grandes partidos –en los que aseguran que no confían– sean los que defiendan a la provincia. Para ello necesitarán 40.000 votos, 13.000 más que los que obtuvieron en las pasadas autonómicas. Una cifra que Santos ve «complicada», pero que confía en poder alcanzar como ya lo hicieron años atrás. Tiene la «ilusión» y promete trabajar para seguir sumando objetivos, para que la UPL sea un partido «útil» también desde la Cámara Baja.

– La UPL no se presentó en las generales de abril, ¿qué ha cambiado en estos meses para que ahora sí que lo haga?
– Han cambiado muchas cosas, pero fundamentalmente la incapacidad de los partidos generales, que no han entendido el mensaje que los ciudadanos dieron en abril y que obligaba a sentarse, a consensuar y a llegar a acuerdos. Como ellos no han sido capaces de llegar a esos acuerdos, a ese consenso, parece evidente que nosotros tenemos la obligación de presentar una alternativa por responsabilidad.

– Al partido le gustaría mirarse en el espejo del Partido Regionalista Cántabro, que en las pasadas elecciones consiguió un diputado. El pasado martes hubo una reunión entre ambas formaciones, ¿qué se ha aprendido de este encuentro?
– Lo que buscábamos era sobre todo tender puentes. Ser capaces de iniciar una transmisión de contactos y de experiencias, pero aprendemos de todo el mundo. Se trata de dos territorios muy diferentes, porque no tiene nada que ver Cantabria con León o con Zamora o con Salamanca, pero es evidente que hay similitudes. Ellos nos decían que allí había llegado la convicción de que si seguían con la voz de esos partidos nacionales nunca iba a llegar realmente la solución a los problemas de Cantabria y nosotros tenemos esa misma convicción. Si seguimos con los mismos partidos nacionales que hasta ahora, jamás llegarán las soluciones para la provincia de León, para Zamora o para Salamanca, y eso es lo que tenemos en común, que desde lo local, desde lo territorial y desde lo propio intentamos buscar la solución a los problemas que tiene la provincia.

–¿Ha servido para aumentar el ánimo, para pensar que UPL puede conseguir ese hueco y ser la voz de los leoneses en Madrid?
– Por lo menos nos ha enseñado el camino de cómo hacer las cosas, que era lo que buscábamos, de cómo llegar a Madrid y ser capaces de visibilizar allí nuestros problemas, los problemas de León, e igual en el futuro se puede pensar en posibles colaboraciones.

Creo que estamos sentando las bases para que la UPL vuelva a ser ese partido importantísimo en la provincia de León– UPL necesitará alrededor de 40.000 votos para alcanzar ese diputado, 13.000 más que en las pasadas autonómicas. ¿Es un objetivo factible?
– Es una cifra complicada, nunca lo hemos negado, pero siempre hemos dicho que solo con que una de las 27.000 personas que votaron a la UPL consiguiera convencer a otra, el objetivo estaría cumplido. Es muy difícil, pero también es factible. A mí me gustan los símiles deportivos y digo que el partido está abierto y está abierto para todos. Tenemos hasta el 8 de noviembre para convencer a la gente y en eso vamos a empeñarnos y no vamos a abandonar absolutamente ninguna oportunidad que nos permita conseguir nuestro objetivo, que es que el próximo 10 de noviembre haya un representante de la UPL en las Cortes de España.

– Superar esa barrera de los 40.000 es algo que el partido ya consiguió años atrás. ¿Vuelve a estar la UPL en plena forma para poder volver a hacerlo?
– No sé si en plena forma, pero por lo menos hemos conseguido cambiar la inercia. Hemos conseguido demostrar a la ciudadanía que somos un partido útil con toda la labor que hemos desarrollado en los ayuntamientos en los que hemos gobernado o en las Cortes de Castilla y León. Hemos demostrado que somos un partido útil para la ciudadanía y hemos cambiado esa tendencia que nos llevaba a conseguir muy pocos votos o que bajaba nuestra cuota de votos. En las pasadas autonómicas conseguimos casi 10.000 votos más y el partido está creciendo también en militancia, en gente joven que se incorpora a nuestras filas y creo que estamos sentando las bases para que la UPL vuelva a ser ese partido importantísimo en la provincia de León.

– Ha dicho que la campaña va a ser austera y a pie de calle, ¿bastará para convencer a esos votantes que necesitan sumar?
– No lo sé, pero nosotros no nos podemos plantear otra cosa. No es tampoco una elección el tema de la austeridad, no engaño a nadie, y creo que es importante también, porque la gente entiende que no se puede seguir malgastando tanto dinero público en unas elecciones con la que está cayendo. A parte de todo eso, la UPL somos un partido humilde y eso lo tenemos también claro. Nuestra campaña va a ser una campaña de imaginación, de estar en la calle. Tenemos que plantear cosas diferentes porque no tenemos la capacidad que tienen los partidos nacionales para acudir a estas elecciones. Austera sí que va a ser, pero sobre todo austera en temas económicos, en cuanto a ilusión no va a ser nada austera.

El que realmente cree en la política y cree en la democracia nunca puede pensar que la abstención puede ser algo positivo– Y al final el voto no se decide tanto en función de cómo sea la campaña.
– La verdad es que últimamente la política nos ha demostrado que existe esa capacidad de cambiar. En cuestión de tres días somos capaces de que el que hoy estaba arriba baje. Hay situaciones como la de Cataluña que cambia absolutamente el mapa político de España y esas son cosas que a veces no puedes controlar. Nosotros hasta la madrugada del día 8, sin ser cansinos, vamos a lanzar nuestro mensaje y ver si realmente somos capaces de convencer a la gente.

– Se dice que el principal enemigo de los partidos en esta cita electoral será la falta de participación, ¿espera aprovechar ese descontento de los ciudadanos para sumar votos, para que la gente ‘vote diferente’ como dice el eslogan que han escogido?
– El que realmente cree en la política y cree en la democracia nunca puede pensar que la abstención puede ser algo positivo. Lo que le pedimos a la gente es que vaya a votar, que decida. Sé que están muy cansados, que la incapacidad de los partidos nacionales de llegar a acuerdos les ha llevado a un hartazgo terrible, pero nosotros les pedimos que vayan a votar y que lo hagan a quien defiende realmente los problemas de León. Por eso nos presentamos, porque somos esa alternativa que puede aportar algo diferente y que puede ser definitiva para dar visibilidad a los problemas que tiene León en Madrid.

– ¿Qué cree que puede aportar la UPL en el Congreso por León que no hayan conseguido o que no vayan a conseguir otros partidos?
– Hasta ahora no hemos sido capaces de que la gente que toma las decisiones en Madrid sea consciente de la situación que está padeciendo León en cuanto a despoblación o en cuanto a ocupar las últimas posiciones en casi todas las clasificaciones económicas. No hemos sido capaces de invertir esa tendencia y la única posibilidad que tenemos es que la gente vaya a votar y que lo haga como lo han hecho en Cantabria, en Canarias o en el País Vasco, por opciones que realmente están al pie del territorio, que realmente conocen la realidad.

La encuesta del CIS es igual que si hubiera un clásico Barça-Madrid y Florentino Pérez decidiera quién es el árbitro para pitar el partido– Se presenta con un programa con 14 líneas generales, ¿cómo podría resumirse a grandes rasgos?
– Vamos con un programa que realmente no es novedoso, sus grandes ejes son los grandes problemas que tiene León y que hemos reflejado en su mayoría en el pacto que tenemos con la Diputación. A nadie le sorprende. Es más, lo firmamos el PSOE y la UPL, pero lo podría haber firmado cualquier partido. Como no confiamos demasiado en el PSOE, ni en el PP ni en ninguno de los partidos nacionales hemos tomado la decisión de presentarnos y de defender esos mismos puntos que ya están suscritos en el pacto por nuestra cuenta. Es evidente que están firmados, que todo el mundo sabe que nuestro potencial económico está probablemente ligado al polo logístico, a nadie se le escapa tampoco que hay empresas privadas que han apostado por León, y hablo de Decathlon, de Inditex o de Mercadona y, si ellos han apostado, las administraciones tienen que favorecer que las posibilidades se multipliquen. Ahí está Torneros, Villadangos o los Cylog que tiene la Junta. También deben tomarse todas aquellas medidas que favorezcan el desarrollo del Eje Atlántico por la parte del noroeste, que es la que más nos importa, y eso lo tenemos que conseguir a través del pacto con la Diputación, a través de Madrid y a través de la Junta de Castilla y León. Nosotros siempre hemos seguido esa misma línea recta y es lo que vamos a seguir haciendo.

– Acabamos de conocer la encuesta del CIS, que da dos diputados para el PP en León y otros dos para el PSOE. ¿Cómo valora su fiabilidad?
– Me gusta hacer el símil de que eso es igual que si hubiera un clásico Barça-Real Madrid y Florentino Pérez decidiera quién es el árbitro para pitar ese partido. En el CIS es un empleado del PSOE el que hace esa consulta sociológica. Nunca hemos creído mucho en las encuestas porque siempre han fallado, han errado con nosotros, y es evidente que pueden servir para ver las tendencias, pero a nosotros lo que nos importa sobre todo es la del día 10. Encima está demostrado que quien hizo la encuesta del CIS jamás pregunto por la UPL, por lo que no partimos de la misma situación de igualdad respecto a los demás partidos. No nos preocupa demasiado, lo que tememos es que alguno la utilice para desmovilizar o desmotivar al votante leonesista. En cualquier caso nosotros vamos a seguir trabajando y estoy convencido, porque lo percibo como lo percibíamos en las autonómicas, de que la gente quiere confiar en nosotros y tenemos que seguir trabajando para que cada vez sean más y el 10 de noviembre seamos esa apuesta diferente.

– ¿Cómo van intentar enganchar a los electores bercianos?
– Es difícil. Lo que estamos intentando es dar visibilidad a lo que ha hecho la UPL en los últimos cuatro años. Es fundamental que los bercianos lo perciban. Hemos sido tan útiles para El Bierzo que hemos sido el único partido que ha atraído inversiones por valor de un millón y pico de euros en estos cuatro años a través de modificaciones presupuestarias. Ningún partido ha hecho lo que nosotros hemos hecho en estos cuatro años. Lo hemos hecho con la Tebaida, con Las Médulas, etc. Quien inició el procedimiento político para declarar Patrimonio Mundial Las Medulas fue también la UPL. La UPL siempre ha demostrado que es un partido útil al Bierzo y más allá de bercianistas y leonesistas, lo que tiene que ver la gente es que unidos podemos llegar a muchos sitios y podemos ser la punta de lanza para cambiar las políticas que han aislado hasta ahora a la comarca.

Somos esa alternativa que puede aportar algo diferente y ser definitiva para dar visibilidad a los problemas que tiene León en Madrid– Tras las pasadas elecciones la UPL en el Ayuntamiento de León se abstuvo y facilitó un gobierno socialista y en el caso de la Diputación de León pactó con el PSOE para entrar en el Gobierno. En un escenario idílico en el que el voto de Luis Mariano Santos sirviera para decidir el presidente del Gobierno, ¿volvería a apoyar al PSOE?
– La UPL no pactó en el Ayuntamiento de León, dejó gobernar a la lista más votada, y en lo que respecta a la Diputación sí que firmamos un pacto en base a unas medidas con el PSOE. ¿Por qué lo hicimos con el PSOE? Porque considerábamos que era el partido que estaba gobernando a nivel nacional y que por lo tanto era quien podía tomar esas decisiones, y eso también respetando que el PSOE había sido el partido más votado. A nosotros nos da lo mismo el PSOE que el PP, nosotros lo que buscamos es que quien realmente tenga el poder, quien realmente vaya a ser capaz de tomar decisiones, ayude a conseguir esos objetivos para León. Nosotros pactamos en base a esos objetivos y si fuera el PP el que tuviera la posibilidad de hacer cosas por León o el PP fuera el partido más votado no tendríamos tampoco ningún tipo de problema. Nosotros buscamos lo mejor para León y nos sentaremos con el que quiera llegar a acuerdos con nosotros buscando lo mejor para León, pero es evidente que en ese momento el socio ideal para tomar esas decisiones era el PSOE.

miércoles, 6 noviembre 2019 por