El gobierno responde a UPL eludiendo cualquier compromiso con la restauración de las murallas zamoranas.

El gobierno responde a UPL eludiendo cualquier compromiso con la restauración de las murallas zamoranas.

Excusa en el plan director proyectado, cuya elaboración se demora en exceso, cualquier actuación posterior.

El gobierno condiciona a la finalización del plan director, aún en fase de redacción, cualquier actuación sobre las murallas zamoranas, así ha respondido en el senado a Carles Mulet  del grupo Compromís, que trasladaba la preocupación de Unión del Pueblo Leonés, por el estado de los lienzos  que actualmente presentan graves síntomas de deterioro y han protagonizado sucesivos derrumbes.

Conforme reconoce el gobierno, el plan  director de las murallas se encuentra en fase de redacción en este momento, aun a pesar de la complejidad que entraña su elaboración, más de dos años desde que se anunciara su realización, juzga UPL un tiempo excesivo, ya que ni siquiera se advierte de los avances en su realización, ni se indican posibles fechas para que vea la luz. Considerando los leonesistas, que debe de apremiar su confección, en cuanto supone un paso previo, para la necesaria e ineludible actuación sobre las históricas defensas zamoranas.

El ministerio de Cultura, titular de las murallas prefiere dejarlas caer, asumiendo entonces su reparación   obligado por las circunstancias, como en repetidas ocasiones ha ocurrido, a invertir previamente en una restauración, que preservaría de fatídicos derrumbes con consecuencias impredecibles y puede que irreparable. Así, las previsiones de actuación, quedan reducidas a la nada, en cuanto a que no se adquiere compromiso alguno, ni a medio, ni a largo plazo, afirman los leonesistas lo cual implica que el deterioro de la piedra seguirá produciéndose peligrando su estabilidad en conjunto.

Recordemos que UPL instó al gobierno para que ejecutara un plan de restauración integral de las murallas zamoranas, en concierto con la Universidad de Salamanca, para actuaciones diversas, desde la mínima de afianzamiento de sillares, fijación y relleno de argamasa, hasta la más compleja de  consolidación y estabilización estructural. En manos de técnicos, burocracia y posterior disponibilidad económica, quedan actuaciones prioritarias, como la rehabilitación completa en la Feria, o la consolidación  en Ronda de Puerta Nueva, antiguo Degolladero.

Manuel Herrero Alonso



Pin It on Pinterest

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar