«No volveré a ser el candidato de UPL a la Alcaldía de Villaquilambre el 2015»

«No volveré a ser el candidato de UPL a la Alcaldía de Villaquilambre el 2015»

 

Lázaro García Bayón concejal de upl en villaquilambre y diputado provincial

 

Anuncia que se va, pero de momento sólo de Villaquilambre, donde asegura que no volverá a ser candidato en el año 2015. Con una ambigüedad calculada, digna de un informático, deja la puerta abierta a colaborar en la UPL en el futuro. Lanza un mensaje claro a Chamorro para que siga al frente del partido, pese a estar cansado. De Valderas no habla ni tan claro ni tan bien.

 

manuel c. cachafeiro | león 18/02/2013 Diario de León

Lázaro García Bayón, el pasado jueves, en el despacho de la UPL en la Diputación. Lázaro García Bayón, el pasado jueves, en el despacho de la UPL en la Diputación. SECUNDINO PÉREZ
 

¿Hay todavía Lázaro García Bayón para rato?

—No. Tengo fecha de caducidad.

—¿Y esa fecha ya se sabe?

—El 22 de mayo de 2011 ya marqué el fin de mi etapa política. Nunca se puede decir en política que uno se va definitivamente, pero puedo anunciar que no voy a ser ya candidato en Villaquilambre.

—¿Eso significa que en 2015 no va a ser nada en política, ni procurador, ni diputado provincial…?

—Seguramente no.

—¿Y por qué se va?

—Tengo ya mucha edad. No es agradable ser político en este momento. Es muy desagradable. Estás viendo lo que pasa a nivel nacional. Creo que no todos somos iguales. Habré cometido muchos errores en mi vida, y creo que el mayor fue el día que entré en política.

—¿Ve tan negro el panorama?

—No, pero cuando acabe esta legislatura llevaré casi 40 años trabajando desde que empecé con 16 y ya estoy cansado.

—¿El leonesismo también está muriendo como alternativa política?

—Esperemos que no. Creo que es necesario. Yo estaré colaborando siempre, pero no en primera línea.

—Javier Chamorro también dice que ésta puede que sea su última legislatura.

—Le veo también cansado, pero es más joven. Tiene más futuro. Le quedan más años. Es una persona muy querida. Javi creo que pudo ser un gran alcalde de León. Es ameno, va por la calle. Ya vemos lo que ha pasado con los últimos alcaldes y lo que también pasa con el que está ahora, que cada día le gusta más encerrarse en su despacho…

—¿El futuro de la UPL pasa por un matrimonio de segundas nupcias con el PAL? ¿Cree que el único camino que le queda al leonesismo es volver a unirse? ¿Quién va a ser el novio en 2015?.

—No lo sé. No lo veo. El PAL tiene representación en Astorga y San Andrés. Fuera de ahí, son pocos. Yo tengo una buena relación con Peyuca y con Paco de San Andrés. Si hay una fusión Peyuca puede ser la persona en Astorga, pero la UPL es la seña del leonesismo.

—¿Y Alejandro Valderas, no lo ve un poco por libre en las Cortes?

—Valderas es muy personal. Buen tío, pero a veces dice cosas que nos cuadran a algunos

—Por ejemplo?

—A veces comenta cosas que no te cuadran. Es su forma de ser.

—Entonces, como conclusión, aparece que no hay un líder claro de futuro para el leonesismo.

—Para mí, y sé que no le va a gustar, es Javier Chamorro. Lo hemos hablado, sé que está cansado… Esperemos que de aquí al 2015, que hay un congreso en el partido, lo reconsidere. Yo ya le he dicho que no quiero estar en primera línea, pero que si tengo que estar con él, estaré, porque siempre estaré en la UPL. Ofertas he tenido, porque soy un poco rebelde, y estaré con él.

—Hablando de la Diputación, parece que se ha instaurado una nueva etapa. La foto de todos los grupos respaldando lo presupuestos es histórica.

—Ha habido dos fases. Una primera fase dura, de no querer negociar, de no querer hablar y esta de ahora, donde todos hemos dicho: vamos a dejar de echar mierda y vamos a tirar por el carro de esta provincia. Hablamos, lo que queremos cada uno para León y, por lo menos, se nos escucha. Se ha aprobado ese presupuesto que, por primera vez, ha sido histórico. La relación con Carrasco es buena. Es como es. No la vamos a cambiar pero es verdad que últimamente nos llama para hablar, como ha pasado con los bomberos.

—¿Quién tiene que poner esos parques comarcales?

—Debemos exigir a la Junta, que ha hecho una ley de protección civil, que la ponga en marcha, y después la Diputación y los alcaldes tendrán que entrar a la hora de pagar esos costes de mantenimiento.

—Ya, pero qué se le puede decir al que ya se le ha quemado su casa.

—Tiene toda la razón. Igual si en la Diputación gobernara la UPL o el PSOE la cosa sería distinta. Hay que sentarse en una mesa hasta resolver este asunto. Hay que tomar las decisiones ya.

—Es que hay sitios que, aunque vayan los bomberos de León, siempre van a llegar tarde.

—Efectivamente, pero no entiendo por qué entonces la Diputación paga 190.000 euros al Ayuntamiento de León y el Ayuntamiento se niega a atender a los municipios. Si no es suficiente, digamos lo que tiene que ser.

—Entre Carrasco y García Prieto, ¿con quién se queda?

—Ya lo que dicho. Reconozco la evolución de Isabel, pero Javier, si algo tiene, es su calidad humana.

—Villaquilambre parece vivir una etapa tranquila con ese pacto PP-Cívicus. ¿UPL está pagando los platos rotos de su gestión?

—Sí, hay un alcalde con un talante, pero decir que la gestión de la UPL en Villaquilambre fue mala no es verdad…

—No digo eso; digo que UPL no tiene ahora mismo un papel protagonista, quizá porque hay tres grupos más, entre ellos el PSOE con los mismos concejales.

—Si tuviéramos que hablar de lo que se ha hecho en este año largo ya en Villaquilambre no se ha hecho nada. ¿Se ha hecho un polígono? ¿Se ha arreglado la carretera León-Collanzo? ¿Se han hecho cuatro casas de cultura? Yo encargué un proyecto de ampliación del ayuntamiento que era el que debía haberse ejecutado. Después se adjudicó con una baja temeraria a una empresa de prestigio, que es importante y cuando se adjudicó se vio que faltaban canalizaciones, que había una línea de alta tensión detrás…

—Pero se tenía que saber. La línea de alta tensión se sabía que existía, digo yo

—Por lo visto no se contemplaba. Hay una serie de modificaciones.

—¿Y por qué se hizo esa envolvente que al final no funcionaba?

—Estamos en una comisión de investigación. No quiero sacar conclusiones antes de tiempo al proyecto que se hizo cuando yo era alcalde, y que costó casi 100.000 euros. Yo conseguí la financiación.

—¿Qué conclusión cree que se va a sacar en esa comisión cuando acabe?

—No sé si ha habido algo oscuro. En tiempos de crisis, como los que estamos, es más difícil explicar ciertos gastos. Entonces, no.

—¿Sigue trabajando desde casa en el Ayuntamiento de León como informático?

—Siempre he hecho mi trabajo. Lástima que haya tenido que haber un incendio para demostrar mi profesionalidad.

—Ya que estamos de despedida, ¿qué asignatura pendiente le quedó en Villaquilambre, si le quedó alguna, como alcalde?

—Me quedó una cosa, si se puede decir así. Una residencia para personas mayores. Me gustaría que se hiciera porque son personas que se lo merecen.

—¿El titular de esta entrevista podría ser, como conclusión, que Lázaro García Bayón dejará la política en 2015?

—Lázaro deja la política en 2015, en Villaquilambre

—Me queda la misma duda.

—Es que es muy difícil. ¿Qué puede pasar con la UPL de aquí a 2015? A mí me gustaría que fuera lo mejor. Pude haber sido secretario general, y no quise. Me lo pidió Chamorro. A mí, si el leonesismo me necesita, me va a tener ahí.

 
 

 
 



Pin It on Pinterest

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar